Gracias a un compañero colombiano, el año pasado por navidades probamos los buñuelos de queso colombianos. Nos comentó que se solían comer en Navidad en Colombia, pero que ahora ya es normal encontrárselos durante todo el año. Hace poco Gema encontró un preparado para buñuelos de queso colombiano que ya llevaba las proporciones de harina (de maíz y de yuca) a falta de añadirle el queso colombiano y el agua (o leche) para amasarlo. Sobra decir que no encontré el queso que usan en Colombia, y después de buscar y comparar con el original, probe con un queso tierno en formato "mini" de un 35% de MG con una mezcla de leche de vaca, oveja y cabra.


La preparación es la siguiente, se ralla el queso (sí, rallado) y se mezcla con la harina del preparado, igual como mezclamos la mantequilla con la harina en otras preparaciones. Luego se agrega un huevo opcional y el líquido, que puede ser agua o leche, y se amasa todo. La masa ha de tener consistencia como de plastelina sin que se pegue a las manos. Yo tuve el error de añadir toda el agua de golpe y al final tuve que agregar más harina de maíz de la que tenía por casa, porque no contaba con que también había añadido un huevo (opcional) al preparado.

Me he ido documentando, y además de los consejos de mi compañero, he visitado alguna que otra página y blogs de cocina donde han preparado este tipo de buñuelos, leyéndome también los comentarios y, dejando de lado la preparación de la masa, lo más complicado es encontrar la temperatura óptima del aceite para que se hagan bien los buñuelos, aunque mejor sería decir las temperaturas óptimas, ya que al principio aconsejan meter la masa a unos 120ºC y luego cuando suben a la superficie subir la temperatura hasta unos 160ºC. Otro consejo, entre tanda y tanda, aseguraos que la temperatura vuelve a 120ºC, porque yo no me esperé lo suficiente y alguna de las bolas de masa que eché en la 2ª tanda empezaron a "erupcionar" cual volcán en actividad.


Otro fallo que tuve es que no utilicé una sartén en condiciones, así que tuve que preparar bolitas del tamaño de pelotas de ping pong, y aún con ese tamaño, no quedaron cubiertas completamente por el aceite. El tamaño debería haber sido parecido al de las pelotas de frontenis.

Actualización: Mi compi colombiano me dice que también puede usarse como líquido agua de panela, vamos "sumo de caña de assúcar"

4 Comments:

  1. Gema said...
    Vaya peacho de bolas.... güenas, güenas... que las probé ;-)
    Jaberbis said...
    jodo que pinta¡¡¡. Eso sí son buñuelos. Que sepais que estoy mosca con aquellos que evitaron que probara esos buñuelos ... grrrrr. jajajaja.
    Juan, tendrás que volverlos a hacer. Propongo que lleves una docenita para después del primer partido de fútbol 7,... para reponer fuerzas, claro
    Gema said...
    Aquellos ... soy yo, snif snif :(. te recompensaré ;)
    Jaberbis said...
    No esperaba menos de ti gemita, jajajajajaja.

Post a Comment